020 mar 2014 Se levantará un ejército temible, de un tipo el cual jamás habrá sido visto antes

28.01.2015 16:54

Jueves 20 de marzo de 2014 a las 21:42 hrs

 

Mi muy querida bienamada hija, el mundo está al borde de muchas guerras y estas tendrán muchas repercusiones en la velocidad en la que la Iglesia explotará. Será durante unas negociaciones finales de paz – que tendrán lugar después de mucha carnicería y destrucción – que mucha gente se sentirá indefensa, sola, aterrada y sin ningún verdadero liderazgo. Será a causa de los débiles lazos en el mundo político que el mundo estará en su máxima vulnerabilidad. Debido a esto, se levantará un temible ejército, de un tipo el cual jamás habrá sido visto antes. A medida que el mundo se fragmente, también lo harán muchas iglesias. Entonces, cuando todo parezca sin esperanza, un grupo unificado, constituido por líderes políticos y líderes de Iglesias Cristianas, será creado bajo una organización mundial – de la cual brotará una nueva abominación – una única nueva religión mundial.

Todos estos acontecimientos tendrán lugar por etapas. Vuestro deber, Mis queridos seguidores, es hacia Mí, tal y como Yo os guío, porque solo hay un camino de paz y seguridad y ese es a través de Mí, Jesucristo. Os guiaré a través de las espinas, el dolor y el horror de la abominación del desconsuelo. Vosotros estaréis a salvo cuando vayáis agarrados a Mí.

Sé fuerte, Mi querida hija, durante estas difíciles pruebas, porque será a través de tu fuerza y tu coraje que Yo seré capaz de mostrar el Camino de la Verdad, cuando el mundo esté al revés, a causa de la perversidad traída por el amor al poder y la corrupción, la cual dará lugar a estas guerras y después a la Gran Guerra.

Moveos deprisa y aseguraos que dedicáis vuestras vidas a las oraciones y para la protección de Mi Iglesia en la Tierra. Mis Dones os protegerán a cada uno de vosotros y Yo siempre responderé a aquellos que me busquéis en este tiempo de gran agitación más adelante. Cuando estos acontecimientos de desenvuelvan, Mi ejército en la Tierra aumentará. Aquellos que se oponen a esta Misión me seguirán, porque para entonces ya no serán capaces de seguir negando la Verdad – cuando encuentren que ellos también sufrirán la persecución que afrontarán los Cristianos por todas partes, cuando tengan que sufrir el reino del Dragón. Su única esperanza será la de seguirme a Mí, su Jesús, en esa etapa, ya que solo a través de Mí, serán ellos capaces de venir al Reino de Mi Padre.

 Vuestro Jesús