05 jul 2011

20.10.2012 18:06

Para Mis seguidores que denuncian estos mensajes

Martes 5 de julio del 2011 a las 14:30 hrs.

 

Mi muy querida y amada hija, hoy es un día especial, porque me complace decirte, que aquellos cuya Fe ha sido fortalecida por Mis mensajes, puede ser asegurado que su diaria recitación de Mi Divina Misericordia, está salvando almas. Mis hijos, nunca deben olvidar que las oraciones, cuando son dichas con sinceridad y del corazón, siempre serán oídas. Las oraciones son siempre escuchadas y todas las intenciones especiales son cumplidas de acuerdo a Mi Santísima Voluntad.

 

Hijos, por favor continúen con sus oraciones porque ellas ayudarán a facilitar el período del GRAN CASTIGO. Mi Padre está listo ahora para hacerse cargo de su Santo Reino y comenzar su reinado otra vez, cuando el Nuevo Paraíso en la Tierra emerja. La maldad en el mundo justo ahora, nunca ha sido tan intensa. Por la inmensa población y las obras del Maligno, la guerra está en todas partes. El odio mostrado de hombre a hombre es palpable. Si este odio es manifestado como codicia política o control sobre los países por otros, es todo lo mismo. Satanás tiene muchos seguidores. Ellos, su seguidores, en muchos casos no están conscientes de cómo él influencia cada pensamiento y acción en todo momento, durante cualquier día.

 

Si Mis hijos sólo pudieran ver la cantidad de demonios presentes en tales hombres, se enfermarían. Ellos poseen a muchos de Mis hijos, las únicas señales visibles serán sus malas obras. Recen, recen ahora Mis seguidores para que esas pobres perdidas almas, puedan ser salvadas durante el GRAN AVISO.

 

Entre ahora y el GRAN AVISO, todo lo que les pido a ustedes, hijos Míos, son su oraciones y especialmente la recitación de Mi Divina Misericordia. Mi padre salvará almas si se dedican a decir esto, una vez al día, preferiblemente a las 3 en punto en la tarde.

 

Para aquellos de Mis seguidores que denuncian estos mensajes, les imploro que recen al Espíritu Santo, para pedir el don de discernimiento antes de que desechen Mi Santa Palabra. Para aquellos de ustedes que insultan a Mis visionarios y receptores de estos mensajes se deben hacer esta pregunta: ¿Si es Satanás, el que ustedes creen que tiene influencia en estos mensajes, entonces por qué él les pediría que recen? ¿Que busquen perdón? ¿Que reciban la Santa Eucaristía? Entonces ustedes sabrán que esto es imposible.

 

El Engañador influirá a Mis seguidores, primero, para alentarles a negar Mi Palabra, porque él sabe que sería su rechazo a Mi Santísima Palabra de amor, lo que más me lastimaría.

 

Rechacen a Satanás y a sus perversos caminos, ahora. Vuélvanse a Mí. Les imploro a ustedes que no le permitan influenciarles de esta manera. Sus oraciones son necesitadas ahora, para salvar a Mis pobres hijos, que no sobrevivirán el GRAN AVISO.

 

Vuestro Amante Salvador,

Jesucristo