06 sep 2011 (1, 2)

21.10.2012 18:18

La Virgen María: Escucha siempre tu corazón

Martes, 6 de Septiembre del 2011, a las 20:20 hrs.

 

Vengo en nombre de Mi querido Hijo Jesucristo. Yo soy Su Bendita Madre.

Tú, hija Mía, serás perseguida. Todo intento para engañarte viene del embaucador. Tú, hija Mía, solo puedes seguir una voz, y esa es la voz de Mi querido Hijo Jesucristo.

Ármate ahora, hija Mía, pues los ataques hacia ti aumentarán, así como también tu sufrimiento. Lo superarás por la gracia que te daré. Pon fin a tus pensamientos temerosos y pon de lado todas las dudas.

No permitas que te distraigan, pues esto es obra del demonio. Estas distracciones no vienen de Mi Hijo.

Escucha siempre tu corazón. Sabrás entonces la verdad. Yo, tu querida Madre, te amo y por eso, permíteme que te ofrezca toda Mi protección contra el demonio.

Ve en paz y amor.

Vuestra amada Madre,

Madre y Reina de la Paz

 

En la medida en que la Fe de Mis seguidores se fortalece, aumentarán los ataques sobre ellos

Martes, 6 de Septiembre del 2011, a las 20:30 hrs.

 

Mi muy querida hija, cómo sufres por Mí y cuán fuerte te has hecho como consecuencia de esto.

Mi protección te rodea. No temas. Así como este trabajo sigue convirtiendo almas, así habrá también ataques por parte de Satanás. Acéptalo. No dejes que esto te afecte. Debes estar por encima de estos desafíos y mantén tus ojos dirigidos en todo momento hacia Mí. Porque si haces esto, nada más importará.

El mismo sufrimiento lo sentirán todos Mis seguidores, en la medida en que el Espíritu Santo siga atrayendo sin parar a las almas de todos Mis hijos, en todas partes. Así como su Fe en Mí se fortalece, del mismo modo crecen también los ataques sobre ellos. Ellos, Mis seguidores, notarán que tienen que enfrentarse a controversias, que tendrán que acostumbrarse a los comentarios y reacciones ofensivas de no creyentes y que será difícil para ellos manejar todo esto. Diles, por favor, que tienen que contar con algo así, pues el tiempo del GRAN AVISO se aproxima.

 

Satanás y sus demonios, que son invisibles para el ojo humano, están intentando destruir el amor en las almas de Mis hijos. Siembra la desconfianza entre ellos. Provoca peleas y les mete dudas. Está lleno de odio hacia la humanidad. Provocará guerras entre países y entre los ciudadanos de un mismo país, así como tensiones dentro de las familias. Estas son sus tácticas preferidas y son siempre una señal de su actuar insidioso.

Reconoced esto como lo que es: Satanás en acción. Combatidlo, hijos, siendo fuertes. Pedid a Mi querida Madre que os proteja, pues Ella es su mayor enemigo. El poder de Satanás disminuirá cuando La invoquéis para pedir su ayuda.

Estos tiempos son un desafío para todos Mis seguidores en todo el mundo. Será obra del impostor todo intento de cualquier origen – de amigos, familia o compañeros - de llevaros a que os apartéis de Mí, hijos Míos.

Impedídselo, como os he dicho. La oración y la devoción al Inmaculado Corazón de Mi Santísima Madre, serán vuestra armadura.

Sed fuertes ahora. Los amo a todos.

Vuestro amado Salvador

Jesucristo