01 nov 2013 Mis leales discípulos, incluyendo sacerdotes y siervos sagrados de todos los credos cristianos, permanecerán cerca a Mi Lado

15.11.2013 00:21

Viernes 1o de noviembre de 2013 a las 23:17 hrs.

 

Mi amadísima hija, el espíritu del mal se está extendiendo, y está afectando a todos aquellos que ferozmente se oponen a estos Mensajes. Esto conducirá a más maldad, mentiras y elaborados ardides/planes diseñados para detener esta Misión. Debéis ignorar a aquellos con malas lenguas y a aquellos que son devorados por  celos espirituales, que harían cualquier cosa para tratar de destruir esta, Mi Misión, para traer salvación a todos.

 

Digo a vosotros, a todos los que me seguís, estos Mensajes son demasiado importantes para que prestéis cualquier atención a aquellos que os odian en Mi Nombre. Ya que soy Yo, Jesucristo, a quien tienen como objetivo. Recordad eso. Sin embargo, su orgullo los haría creer que están actuando así porque me aman. Ellos deben saber que nunca permitiría a nadie hablar tales mentiras o difundir viles rumores sobre otra alma en Mi Nombre.

 

Sólo Yo, Jesucristo, el Cordero de Dios, tengo la Autoridad para revelaros la Verdad en estos tiempos. La Verdad molestará a muchos y la Verdad será amarga de tragar, ya que es de tal magnitud que solo aquellos que son fuertes en su amor por Mí serán capaces de aceptarla. La Verdad, sin importar cuán difícil sea para que vosotros la digeráis, os liberará. Abrirá vuestros ojos al mal cuando se disfrace como bueno; a los hombres malvados que difunden blasfemia cuando dicen que hablan Mi Palabra y a Mis enemigos que quieren destruir a los hijos de Dios.

 

Muchos falsos profetas, esparcidos en cada nación, se levantarán para proclamar que las mentiras derramadas de la boca del anticristo, son la verdad. También dirán que el anticristo soy Yo. Ellos van a decir todo sobre los Evangelios, que parecerá ser preciso y utilizarán fragmentos de la Santa Biblia, incluyendo citas Mías, para justificar sus viles misiones. Pero a aquellos que me conocéis, siempre encontraréis la mentira y la herejía enterradas dentro de sus así llamadas palabras proféticas. Contradirán* estos Mensajes y declararán Mi Palabra ser herejía. Ahora es el momento para acallar todas esas voces, que os instan a escucharlos, en lugar de a Mí. Debéis continuar recordándoos de la Verdad contenida en los Santos Evangelios. Debéis escucharme, mientras os instruyo.

 

Pronto, todos aquellos que han guiado a Mi Iglesia en el pasado, todos aquellos que proporcionan a los hijos de Dios la Verdadera Palabra de Dios, dentro de Mi Iglesia, y todos aquellos quienes permanecerán fieles a la Verdad, serán empujados a un lado. La Iglesia Católica hará una serie de declaraciones alarmantes, en cuanto al por qué se tiene que cambiar y modificar cada parte de su estructura. Utilizará los pecados de aquellos en Mi Iglesia y de aquellos que me traicionaron, como la justificación para voltear/cambiar a Mi Iglesia de adentro hacia fuera. Muchos de Mis siervos sagrados serán erradicados y hechos chivos expiatorios. Muchos serán buscados y falsedades, así como otras reclamaciones, serán hechas contra su buen nombre antes de ser despedidos. Esto es como muchos siervos sagrados serán alejados de Mi Iglesia con el fin de permitir a los enemigos de Dios que tomen el control completo desde dentro de ella. Cada calumnia cometida por los enemigos de Dios contra Mis siervos sagrados será aplaudida públicamente y presentada como una cosa buena, para que el buen nombre de la Iglesia permanezca intacto.

 

Oh cómo todos seréis engañados y cómo la Verdad será cubierta, escondida y luego ignorada. Todos estos cambios sucederán rápidamente, en el futuro, y la propagación de estas cosas asombrará a muchos. En medio de todo ello habrá confusión, miedo, tristeza y gran angustia. Mi Iglesia se volverá tan fragmentada que toda la confianza dentro de sus muros se romperá. Esto creará un gran miedo y entonces, de una manera que no parecerá clara al principio, la Iglesia Católica se convertirá en una fuerza líder en la nueva religión única mundial. Esta nueva abominación declarará un gran amor por los pobres y hambrientos del mundo. Pero no predicará Mi Palabra, ni permanecerá fiel a Mi Iglesia. Mi Iglesia, sin embargo, continuará viviendo.

 

Mis discípulos leales, incluyendo sacerdotes y siervos sagrados de todos los credos cristianos, permanecerán cerca a Mi Lado. Mi remanente resistirá la prueba del tiempo y nunca puede morir, ya que Yo Soy la Iglesia. Yo nunca puedo ser destruido.

 

Vuestro Jesús

 

Contradirán* = contradecirán